0

Animales en la cocina, inspiradora entrevista.

Animales en la cocina, inspiradora entrevista.
Nos encontrábamos revisando manuscritos la tarde del 26 de noviembre. Ese día llovía a cántaros y traíamos bastante retraso con las revisiones. Sumidos entre correos, nos llamó la atención un autor badalonés cuyas aficiones artísticas dejaban volar su imaginación.                                                                                                                            Fue cuando conocimos al autor de esta maravillosa obra llamada “animales en la cocina”. De inquietudes culturales y sociales, sus rimas han sobrepasado el ámbito infantil, haciendo sonreír a jóvenes y adultos. El tecnicismo culinario y el símil utilizado nos cautivó, hasta seguir leyendo cada verso y estrofa. Hoy, el poemario es una realidad, disponible en librerías y en nuestra tienda online. Estamos muy orgullosos de presentarles a Carlos Flores Melguizo.                                                                                                                                              La entrevista aborda temas personales, capaz de inspirar a cualquier lector, les dejamos a continuación.                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                 ¿En qué momento comienzan tus andaduras por el mundo de la escritura? ¿Qué es lo que te animó a comenzar a escribir? ¿por qué un poemario? Cuando era pequeño escribía cuentos cortos con los que me presentaba a concursos en el colegio y en bibliotecas de mi ciudad. Más tarde empecé con la poesía. Recuerdo que, con unos amigos, teníamos un programa de radio los viernes por la noche “La luna cohibida” en el que leíamos poesía. A raíz de tener que buscar poemas para el programa me interesé mucho más por ese género y empecé a escribir. Desde hace unos años también comencé a escribir piezas teatrales cortas y, más tarde, obras de teatro más extensas dirigidas al público juvenil.                                                                                                                                                                                                                                                                                                                         En cuanto al proceso de creación de tus obras, ¿Cuál es la parte que más disfrutas y por qué? Disfruto al crear los personajes: me los imagino físicamente pero también a nivel psicológico. Me divierte pensar cómo reaccionan o actúan ante una situación determinada. Es más fácil que el proceso sea natural cuando tienes claro como es el protagonista de cada relato. Otro momento muy especial de todo el proceso fue cuando empecé a ver el resultado de las ilustraciones que Stevienpapel ha creado tan acertadamente y que acompañan a cada una de las poesías.                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                  Cuando comienzas un nuevo proyecto, ¿Qué es lo que esperas conseguir? ¿Cuál es tu objetivo final? Primero me planteo disfrutar con el proceso de creación. Quiero que lo que escribo, ante todo, me guste a mi. Lo mejor es compartir tus resultados y ver la reacción de los lectores. Tengo suerte porque el público diana al que van dirigidos los poemas son los niños y las niñas y ellos son muy sinceros cuando expresan sus opiniones.                                                                                                                                                                                                                ¿Cómo han influido los poemas en tu vida personal? ¿Cuánto de tus escritores y escritoras favoritas hay plasmadas en tu obra? Disfruto leyendo poesía. Me emociono y me estimula. Hay un gran sello de Gloria Fuertes en mi poesía. No tanto de esa Gloria archiconocida que hacía programas infantiles de televisión. Ella tiene una extensa carrera y nos ha dejado multitud de creaciones, muchas de ellas bastante desconocidas por gran parte del público lector. Es esta obra la que he explorado desde hace bastantes años y con la que me identifico y, seguramente, su estilo ha marcado considerablemente mi obra.                                                                                                                                                                                                                                                                                             Tu trabajo se caracteriza por hacer divertidos poemas con una temática desenfadada que anima a los más y a las más pequeñas a divertirse con fantásticas mini historias, ¿Cómo ha influido el ser escritor en tu vida personal y en trabajo? El hecho de publicar una obra ha dado a conocer una faceta mía desconocida para mucha gente con la que tengo contacto. A título personal siempre es muy gratificante ver publicada tu obra y que la reconozcan.                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                     ¿Qué recomiendas a los más pequeños que comienzan a escribir? Que lean mucho. Que vayan a bibliotecas y a librerías. Que pidan libros para sus cumpleaños. Eso les ayudará a expresar y plasmar sus ideas a la hora de escribir.                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                       ¿Cómo funciona la métrica en tus poemas? Cuéntanos un poco de la estructura principal de tus versos. Soy bastante libre en ese sentido, no quiero ceñirme demasiado a una estructura encorsetada que te obliga a una rima o medida concreta de sílabas. Aunque soy consciente que la poesía tiene sus reglas. Creo que en muchas ocasiones esa métrica ha salido de forma natural, igual que la rima consonante. Sí he buscado la aparición de metáforas, jitanjáforas y nonsenses.                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                              ¿Qué es lo que crees que diferencia tu trabajo del resto de autores similares? ¿Qué es lo que más destacarías y que te gustaría mejorar para futuros proyectos? Creo que la agilidad, ritmo y humor son necesarios para llamar la atención de los niños en la lectura. Los versos de “Animales en la cocina” intentan acercarse a ellos de esa manera y quisiera seguir con esas dinámicas en futuras creaciones. Es importante que sean directos, pero en realidad cada verso guarda ases en sus palabras que te permiten investigar y ver los diferentes significados y dobles sentidos que conforman la totalidad de la composición.                                                                                                                                                                                                                                                                ¿Cuáles son tus poemas, tanto infantiles como adultos, que recomendarías sin dudarlo? Obviamente los de Gloria Fuertes. Quien quiera acercarse a su vida y obra no se puede perder la antología “El Libro de Gloria Fuertes” que editó hace unos años Blackie Books. Recomiendo también “Historia de Gloria: amor, humor y desamor” y “Mujer de verso en pecho”.                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                     ¿Qué te gustaría cambiar en la forma de la poesía infantil del siglo XXI? Que sea accesible y esté presente en el currículum escolar. Quizá haya sido maltratada en el pasado, vista como un género menor y viéndose relegada a un segundo plano (y no solo la infantil). También creo que sería necesario que las editoriales apostaran por este género y que realizaran campañas promocionales atractivas que la acercaran a un mayor número de niñas y niños.                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                ¿Cuál fue el primer libro que te impactó o tuvo valor en ti? Recuerdo con mucho cariño La Historia Interminable de Michael Ende. También era muy fan de los libros de la colección de El Barco de Vapor, en especial “El gran llop salvatge” y de la colección de Elige tu propia aventura, me impactó “El secreto de la serpiente emplumada” que releí infinitas veces. Pero fue más tarde la obra de Federico García Lorca (tanto poesía como teatro) la que tuvo un impacto fuerte en mí.                                                                                                                                                                                                                                                                                                                               ¿Qué género te gusta/ sueles leer? No tengo un género favorito concreto. A veces va por rachas, en verano por ejemplo me gusta leer novela de misterio y detectivesca. Estas vacaciones de verano me ha dado por Carmen Mola. También me ha gustado la intriga de “El gabinete de los ocultistas” de Armin Öhri.                                                                                                                                                                                                                                                  ¿Quién es tu escritor favorito? Me gusta mucho Eduardo Mendoza, soy su fan desde que leí “Sin noticias de Gurb” y creo que tengo casi todos sus títulos. En los últimos tiempos me he interesado por Elisa Victoria que transmite aspectos cotidianos de manera directa a la par que poética. Me gusta mucho su forma de escribir. Como poeta Gloria Fuertes, sin duda, también Antonio Machado y Lorca. En relación a la poesía infantil actual creo que Pedro Mañas está haciendo una labor increíble, me gustan mucho sus poemarios Ciudad Laberinto (Premio Internacional Ciudad de Orihuela de poesía para niños) y Trastario. Me gustaría mencionar también a Mar Benegas, responsable del espacio “El sitio de las palabras”.                                                                                                                                                                                                                                                                       ¿Desde cuándo escribes? Desde pequeño, cuentos cortos, poesía y teatro. Pero no me había planteado publicar algo hasta hace un año.                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                      ¿Tienes un lugar preferido para leer y escribir? No tengo un lugar concreto, en uno en el que me sienta cómodo y relajado. Aunque en ocasiones llega la inspiración divina en el sitio menos pensado. Me ha pasado sobre todo caminando por la mañana, al ir a trabajar, y tengo que apuntarlo rápido en el teléfono móvil.                                                                                                                                                                                                                               ¿De dónde viene tu afición por la escritura? De casa. Del hábito lector. Creo que la lectura te abre un mundo relacionado con la creación. A veces explota tu volcán creativo (ya sea escribiendo, pintando, actuando) y es necesario ordenarlo para crear la obra.                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                              ¿Cómo crees que está el panorama editorial? Creo que hay mucha oferta en la autoedición y hay que ir con cuidado en la coedición. La distribución es importante y el acceso a grandes editoriales conocidas es bastante complicado.                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                      ¿Qué estás leyendo ahora? Ahora estoy disfrutando mucho de la lectura del “Doctor Portuondo” de Carlo Pardial; también estoy con “No estamos tan bien: Nacer, crecer y vivir fuera de la norma en España” de Rubén Serrano, de obligada lectura. Los siguientes ya los tengo pensados: “Amar y ser sabio” de Josephine Tey y “La tiranía de las moscas” de Elaine Vilar Madruga.                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                       ¿Cómo has promocionado tu obra? En la prensa local y haciendo talleres infantiles de investigación y creación poética en entidades, fundaciones y bibliotecas. Considero que las redes sociales (y no solo las virtuales, que también) son indispensables para la promoción.                                                                                                                                                                                                                                                                                                                       ¿Prefieres Ebook o papel? Papel sin duda. Su tacto, su olor y sus colores.                                                                                                                                                                                                                                                                                               ¿Qué es lo más bonito que te ha dejado el mundo literario? Las risas de los niños.                                                                                                                                                                                                                                                                              ¿Cómo surgieron los personajes? Son animales conocidos por todos. Domésticos y salvajes. A algunos de ellos les pasan cosas excepcionales pero a otros me los imagino en su día a día. La creación del personaje va más allá de lo que se explica en unos cuantos versos. Cuando pienso en, por ejemplo el gato Albaricoque, no solo sé que tiene un color de pelo específico y que su receta es tan misteriosa que no sabe ni qué ingredientes la conforman ni la manera de cocinarlos. Pienso en si vive solo, en lo que hizo el día anterior y en lo que hará el siguiente. Aunque eso no se vea reflejado en el poema.                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                 ¿Dónde encontraste la dificultad a la hora de escribir? El bloqueo a veces se ha asomado. Lo mejor en esos casos es no forzar. Si no es el momento ya vendrá la inspiración, sin presiones. Han quedado algunos poemas inacabados porque no era el momento y quedaban muy forzados.                                                                                                                                                                                                                                                                                                          ¿Qué recomiendas a los más pequeños que comienzan a escribir? Que lean mucho. Que vayan a bibliotecas y a librerías. Que pidan libros para sus cumpleaños. Eso les ayudará a expresar y plasmar sus ideas a la hora de escribir.        
Leave a Reply

Your email address will not be published.Required fields are marked *

Abrir chat
¿Dudas?